• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Reportajes del Boletín de Tierra

martes 28 de julio de 2015

Número: 4456

¡Santiago y cierra España!

 

Homenaje a los caídos de la "Castillejos"

Homenaje a los caídos de la "Castillejos" (Foto:BRC II)

Un momento del acto en "Montejaque", Ronda

Un momento del acto en "Montejaque", Ronda (Foto:BRILEG)

Isabel Migallón, Cazador de Honor del Alcántara

Isabel Migallón, Cazador de Honor del Alcántara (Foto:COMGEMEL)

El 25 de julio se celebró en todo el país el patrón de España y del Arma de Caballería. Distintas actividades y paradas militares sirvieron para rememorar las gestas pasadas y enfocar el futuro con un impulso de modernidad y la iniciativa que siempre ha caracterizado a los jinetes.

Casi todos los actos suelen tener carácter vespertino y en ellos forma una representación de las unidades situadas en la plaza, con su Escuadra de Batidores y Banda de Guerra características.

En Ceuta el acto estuvo presidido por el teniente general Alfonso de la Rosa, director del Centro Superior de Estudios de la Defensa Nacional (CESEDEN) —el más antiguo del Arma en activo—, quien estuvo acompañado con el jefe de la Comandancia General de Ceuta y distintas autoridades civiles y militares de la ciudad autónoma; tuvo lugar en el núcleo “Coronel Galindo”, sede del Regimiento de Caballería Acorazado (RCAC) “Montesa” nº 3. En Melilla, la parada y desfile posterior estuvieron presididos por el jefe de la Comandancia, general Fernando G. Díaz de Otazu y se llevó a cabo en la sede del RCAC “Alcántara” 10, acuartelamiento “Teniente Coronel Fernando Primo de Rivera”.

Por su parte, en el acuartelamiento “Montejaque” de Ronda (Málaga), donde se sitúa el Grupo de Caballería de Reconocimiento (GRECOLEG) “Reyes Católicos” II de la Legión el acto fue por la mañana y estuvo presidido por el JEME, general de ejército Jaime Domínguez Buj. Durante el mismo se entregaron diversas condecoraciones y el premio Capitán Sánchez Tirado —nombre del jefe de la primera unidad de Caballería de la Legión— para distinguir al cuadro de mando y al caballero legionario más distinguidos. Además el JEME inauguró la Sala Histórica del GRECOLEG.

En Valladolid, en la base “El Empecinado”, sede del Regimiento de Caballería de Reconocimiento “Farnesio” nº 12 tuvo lugar un entrañable encuentro con las familias de los componentes de la unidad, muchos de ellos desplegados en el Líbano. El 23 de julio se desarrollaron distintas actividades para mostrar a todos los que se acercaron cómo es el día a día de los jinetes (exposición estática de material, una exhibición de Kung Fu, talleres para los más pequeños, una conferencia explicativa de la misión en el Líbano…).

En Zaragoza, donde se ubica la Brigada de Caballería (BRC) “Castillejos” II, con excepción del Regimiento de Caballería Ligero Acorazado “Lusitania” nº 8 (Marines, Valencia), por la mañana hubo una ofrenda a la Virgen del Pilar y posteriormente un acto en la sede de la BRC, base “San Jorge”. El jefe de la unidad, general Andrés Chapa, presidió ambos actos; además de la entrega de condecoraciones y de títulos de Cazadores de Honor, se efectuó la lectura de la efeméride del nombramiento de Santiago Apostol como patrón del Arma. El Regimiento “Lusitania” conmemoró al patrón esa tarde.

Los grandes héroes

Si hay una unidad que constituye una referencia en la Caballería española y mundial es el Regimiento de Cazadores de Alcántara nº 14 —del que es heredero el RCAC 10—  por haber perecido al completo defendiendo la retirada del resto de unidades de la Comandancia General de Melilla desde Annual hasta Monte Arruit. Este año se cumplía el 94º aniversario de la gesta de la unidad del teniente coronel Primo de Rivera, por lo que el 23 de julio se celebró un sencillo acto, presidido por el jefe del RCAC, coronel Felicísimo Aguado; durante el acto de homenaje a quienes dieron su vida por España se depositó una corona de laurel en la plaza “Héroes de Alcántara” y se nombró Cazadores de Honor a dos coroneles, un cabo 1º y una civil, todos ellos historiadores y colaboradores del Centro de Historia y Cultura Militar de Melilla y de la Asociación de Estudios Melillenses.

De este modo, el lema ¡Santiago y cierra España!, que se usaba para arengar a las tropas a entrar en combate —invocando al santo y animando a las unidades a embestir al enemigo—, ha resonado de nuevo en los oídos de los jinetes, honrando la memoria de quienes dieron su vida por España y sirvieron de ejemplo a todos.