• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Reportajes

lunes 22 de enero de 2018

Número: 57

25 años en Bosnia-Herzegovina

portada del especial 25 años en Bosnia-Herzegovina

portada del especial 25 años en Bosnia-Herzegovina. Foto:DECET

En noviembre se cumplió un cuarto de siglo desde que las tropas españolas comenzaron un despliegue, en Bosnia-Herzegovina (B-H), que trató de contribuir a apaciguar a la “fiera bélica” y, sobre todo, a que los mas débiles no sufrieran su zarpazo.

En estos 25 años, han variado sus distintivos —primero iban bajo Bandera de la ONU, después, de la OTAN y, por último, de la Unión Europea— pero siempre han vestido orgullosos el uniforme español, han protegido a la población civil de los estragos de la guerra y han dado lo mejor de sí mismos, algunos incluso su vida…

El inicio de la desintegración

Al morir Tito, en 1980, resurgieron los viejos problemas. Poco a poco fue empeorando la situación y el proceso de independencia de las distintas repúblicas (B-H, Croacia, Eslovenia, Macedonia, Montenegro y Serbia) fue tomando forma. En 1991, la población yugoslava estaba formada por 24 millones de habitantes; en unas regiones era muy homogénea, étnicamente hablando, y en otras no lo era tanto.

 

Centro de Mostar en 1994

Centro de Mostar en 1994 Foto:DECET

El gran debut

El 14 de septiembre la misión de las Fuerzas de Protección de Naciones Unidas (UNPROFOR) para la antigua Yugoslavia se extendió a B-H. Aquí se enmarca la misión de los militares españoles, en un ambiente de tensa calma, a veces, y de abierta hostilidad, otras. Para nuestro país, este despliegue constituyó un reto que no se esperaba. Aunque España era miembro de la OTAN desde 1982, no había participado de lleno en ningún conflicto internacional formando una unidad.

La única misión relevante había sido, entre abril y junio de 1991, en Irak. En esa ocasión, la Brigada Paracaidista y las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra, junto con algunos otros mandos y unidades, habían tomado parte en la operación “Provide Comfort” (de ayuda humanitaria), patrocinada por la ONU y ejecutada por la OTAN, en el Kurdistán Iraquí. También había participado en diferentes misiones enviando militares como observadores de paz… pero nada como esto.

Plaza de España en Mostar

Plaza de España en Mostar. Foto: DECET

A primeros de septiembre, la compañía de la Legión con sede en Fuerteventura se trasladó en un Hércules hasta Almería, a lo que ahora se denomina fase de concentración. Allí se unieron a las compañías de Ronda y Melilla, constituyendo la Agrupación Táctica “Málaga”, al frente de la cual estaba el coronel Zorzo. Era el comienzo de la misión española en B-H. Había que hacer algo inédito hasta el momento en nuestro país. Su objetivo era abrir una ruta segura para la entrada de ayuda humanitaria a Sarajevo, siguiendo el curso del Neretva. Una ruta que, precisamente, había sido abandonada por otros convoyes de ayuda por el riesgo que corrían, pues estaba en una línea de confrontación entre serbios y croatas.

El jefe de la recién creada Fuerza de Acción Rápida (FAR), general Agustín Muñoz-Grandes, fue dando forma a la Agrupación “Málaga” con los hombres y mujeres de las diversas unidades que iban llegando a Almería. Debían poner en marcha una agrupación específica para la nueva misión, formada por diferentes unidades y mandos, procedentes de varios destinos, y adiestrar al personal en el uso de una amplia diversidad de materiales y vehículos (como el BMR). «No era fácil coordinar al personal, de 61 unidades diferentes: Infantería, Caballería, Artillería, Ingenieros, Intendencia, Especialistas, Sanidad…, y se hizo. Trabajando día y noche, se hizo», reconoce el coronel Zorzo en el mencionado libro Misión Bosnia (25 años).

Leer mas...

 

 

Relación de bajas mortales en la misión de bosnia-Herzegovina

Relación de bajas mortales en la misión de Bosnia-Herzegovina