• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Escudo MADOC

Mando de Adiestramiento y Doctrina

Noticias

jueves 28 de noviembre de 2019

Número: 033

ACTO DE DESPEDIDA DEL PERSONAL DEL MADOC GRANADA QUE HA PASADO A LA RESERVA

Foto Madoc

Foto Madoc

Foto Madoc

Foto Madoc

Foto Madoc

Foto Madoc

 

 

 

 


 

 

 

 

El 28 de noviembre, a las 13:00 horas, en el claustro del establecimiento “Capitanía General”, sede de la Jefatura del MADOC, se celebró el acto de despedida del personal que hapasado a la situación de reserva durante al año 2019. El acto militar, breve pero solemne, comenzó con los preceptivos honores al teniente general jefe del Madoc, Excmo. Sr. D. Jerónimo de Gregorio y Monmeneu, que presidió laceremonia. A continuación se procedió a la lectura de la orden de pase a la reserva y el beso de refrendo ante la Bandera de España, en este caso proporcionada por el CEFOTN.º 1 de Cáceres, del personal que se despedía . El más caracterizado de ellos, el coronel Pablo Arredondo Gonzalo, dirigió unas palabras a los presentes.

Las palabras del general De Gregorio fueron una lección de moral para todos los presentes. Comenzó diciendo que “Con este emotivo acto, el Ejército, como institución secular cuyos valores y tradiciones han sido forjados a través de una larga historia, desea expresar su agradecimiento y homenaje a quienes durante sus respectivas carreras militares fueron consecuentes y supieron honrar nuestro uniforme, cumpliendo con el juramento de servir constantemente a nuestra Bandera y  defenderla hasta llegar a entregar la vida, si preciso fuera”. Añadió que “el compromiso que habéis renovado con vuestro beso a la Bandera constituye en sí un ofrecimiento inalterable, porque en ninguna otra institución como en la militar el honor adquiere una dimensión tan grande. Y porque la Bandera no entiende ni de años de servicio, ni de calendarios; de lo único que entiende es de lealtad, de fidelidad y de espíritu de servicio, puestos de manifiesto cuando se derrama hasta la última gota de nuestra sangre en tiempo de guerra, y cuando día a día se derrocha hasta la última gota de sudor en tiempo de paz. Solo así se puede alcanzar la quietud del espíritu, solo así se puede llegar a la satisfacción del deber cumplido. Alcanzada ésta, la Bandera, hoy, 40 años después de que la besarais por primera vez, os devuelve agradecida el beso que recibió.En este día en que revivís instantes inolvidables, fe en nuestros ideales y el orgullo de haber servido a España, quisiera tener un emocionado recuerdo para nuestros compañeros ausentes: a los que la enfermedad se llevó y a los que pagaron con su vidala fidelidad al juramento empeñado. Quienes compartieron en las aulas, en los patios de armas y en el ejercicio de su vocación de soldado su vida con nosotros, siempre tendrán un sitio de honor en nuestras filas".

”No se olvidó el general de sus familias. “Quisiera tener también un reconocimiento expreso a vuestras familias, porque son vuestras familias quienes han vivido más intensamente y  apoyado más decididamente vuestra vocación y vuestro juramento de dar la vida por la Patria. Puede que ninguna de ellas adquiriera jamás tal compromiso, pero lo hicieron suyo callada y discretamente desde el primer día y se adhirieron a él con gran cariño y  un consagrado espíritu de servicio y  sacrificio, digno de todo elogio.Por todo ello, queridas familias, vaya desde aquí mi agradecimiento y  afecto por vuestra generosa y ejemplar actitud y por tanto como nos habéis dado; ¡no podemos estar más orgullosos de vosotros!”.

Terminó su discurso, antes de los vivas protocolarios, animando a los nuevos reservistas a integrarse en la Real Hermandad de Veteranos de las FAS para seguir dando ejemplo con su testimonio de que el “Juramento a la Bandera es perenne, al igual que nuestra condición de soldados” y deseándoles lo mejor a cada uno de ellos en su nueva vida.