• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Escudo de Armas del IHCM

INSTITUTO DE HISTORIA Y CULTURA MILITAR

Actividades principales

Pintar On-line

BAILEN FRANCIA Instituto de Historia y Cultura Militar BAILEN FRANCIA

COMO VESTÍAN LOS SOLDADOS EN LA BATALLA DE BAILÉN.

Los soldados de la época vestían uniformes de colores vivos, para identificarse en el campo de batalla, pues el humo de la pólvora dificultaba la visibilidad. Además el alcance de las armas era muy corto, y no servía camuflarse.
Los soldados de todos los países tenían uniformes compuestos del mismo tipo de prendas. La principal era la casaca, que estaba confeccionada con lana teñida en los mismos colores para todos los componentes del regimiento. Por delante se abrochaba con grandes solapas en el pecho, y por detrás tenía dos faldones que cubrían las nalgas. Se adornaba con gran cantidad de botones dorados o plateados.
También se usaban unos calzones que llegaban por debajo de las rodillas, y unas medias. Para proteger rodillas y piernas se llevaban unas polainas abrochadas con una larga fila de botones. Los zapatos eran de hebilla o cordones, aunque se estropeaban enseguida y por eso se utilizaban mucho las alpargatas.
En el Ejército español era costumbre llevar un sombrero llamado bicornio, mientras que en el francés se llevaba uno más moderno, llamado morrión, que tenía una visera para protegerse del sol y refuerzos de cuero contra los sablazos de la caballería enemiga. En el sombrero se llevaban plumas y cintas para adornarlo en las ocasiones especiales. Era muy importante una escarapela redonda, que se llevaba en la parte superior, y que era de color diferente para cada país: rojo para España, y azul, rojo y blanco para Francia.

UN DÍA DE JULIO DE 1808

Hace casi 200 años en un pueblo de la provincia de Jaén, Bailén, un ejército español formado con soldados procedentes de varios puntos de Andalucía, y ayudados por voluntarios, guerrilleros y hombres y mujeres de la localidad, derrotó al entonces ejército más poderoso de Europa, el del emperador francés Napoleón.
¿Cómo pudo ocurrir?
Napoleón quería apoderarse de España como ya lo había hecho de otros países de Europa, así que con mentiras consiguió engañar a las autoridades de nuestro País, y empezó la invasión de forma rápida, enviando un fuerte ejército que hasta entonces nadie había sido capaz de derrotar.
Una vez que hubieron ocupado Madrid, avanzaron muy confiados, creyendo que su plan saldría perfecto y que nada podría oponerse a su paso. Después de llegar hasta Córdoba y saquearla, se dieron cuenta de que la población de todos los lugares por dónde iban pasando se ponía en su contra. Entonces, temiendo quedar rodeados, empezaron a retirarse lentamente, cargados con su botín y acuciados por el calor del mes de julio. Los habitantes de la comarca les engañaron haciéndoles creer que había tropas españolas por todas partes.
En la madrugada del día 19 de julio de 1808 se encontraron con el ejército español, que había cruzado el Guadalquivir en su busqueda y descansaba en Bailén. Un día caluroso, en el que los españoles, que conocían mejor el terreno, ayudados por los habitantes de las cercanías, y con una gran fe en el triunfo, pararon tres valerosos ataques seguidos de los franceses. Cuando éstos vieron que no podían atravesar las posiciones españolas, y con muchas bajas por la batalla y el calor, tuvieron que rendirse. Vecinos de Bailén ayudaron curando a los heridos y varias mujeres, como María Bellido, proporcionaron agua a los soldados.
¿ Te imaginas lo que ocurrió cuando se supo la noticia en España? ¡Era la primera vez que el famoso Napoleón era derrotado!
El General que mandaba el ejército español se llamaba Castaños, ayudado por los también Generales Reding, y Coupigny. El francés era el general Dupont.
Este triunfo dio mucha confianza a los españoles que, aunque constaría seis años de muchos sacrificios, conseguirían expulsar a los invasores y ganar la independencia de España. La victoria animó a otros pueblos de Europa a sublevarse contra la dominación que les había impuesto Napoleón.
Cuando pases por Bailén, acuérdate de esta famosa batalla y recuerda a los valientes que la ganaron para la libertad de tu País.

Dibujos de Francisco Vela Santiago


INICIO