• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Escudo de la unidad

Regimiento de Caballería 'FARNESIO' Nº12

Noticias

miércoles 31 de octubre de 2018

Número: 181031

LA PLM DEL GRUPO “SANTIAGO” PERFECCIONA SU ADIESTRAMIENTO

CPX “Linaje Aldaba” II/18

CPX “Linaje Aldaba” II/18

CPX “Linaje Aldaba” II/18

CPX “Linaje Aldaba” II/18

La Plana Mayor del Grupo de Caballería Ligero Acorazado “Santiago” I/12 puso toda la carne en el asador en un ambicioso ejercicio (continuación del desarrollado en marzo) en el que se puso a prueba la capacidad de liderazgo y decisión. Enmarcado en un ambiente de estabilización, en una Z.O.  donde la misión principal era apoyar a las fuerzas locales y consolidar la autoridad que éstas ejercen sobre una población escéptica ante la presencia de fuerzas extranjeras, la conducción de la misión por medio de “Tasking Orders” era clave para el éxito. Sin embargo, y pronto hubo que hacer frente a los cambios de situación que se iban produciendo y se hizo necesaria la combinación de las dos fundamentales tareas de una Plana Mayor: La conducción y el Planeamiento simultáneos.

Con la habitual iniciativa de la Caballería, se fueron adoptando nuevos planes, redirigiendo los recursos y adaptándose a las nuevas circunstancias según se iban recibiendo nuevas órdenes. Todas las secciones de la Plana Mayor del Grupo (al mando del Teniente Coronel Espiga Gómez) resolvieron las incidencias que se iban inyectando desde la Plana Mayor del Regimiento Farnesio que era quien actuaba como EXCON al constituirse como Unidad Superior, OPFOR y actores neutrales (White cell).

Todo el Ejercicio se llevó a cabo en las instalaciones del Simulador Steel Beast, lo que permitió una dosis mayor de realismo ya que los escuadrones realmente ejecutaban las misiones encomendadas como si de una misión real se tratase.

Además, se contó con la inestimable ayuda de un equipo de la VII Unidad de Intervención Policial (UIP) de la policía nacional y un oficial de la Guardia Civil de la Comandancia de Valladolid, que realizaron labores de asesoramiento en las tareas de control de masas y procedimientos de actuación para mantener el orden público.

El resultado, como no podía ser de otra manera, fue de satisfacción por haber cumplido los objetivos marcados y fructífero en cuanto a la obtención de lecciones aprendidas.

 

 

Decálogo de la BRILAT. Combate.

“Estaré siempre dispuesto y preparado para entrar en combate”